COLUMNISTAS, POLITICA, Ultimas Noticias

Nuevo paradigma

Compartí este articulo en:

La Casa del Pueblo fue la protagonista de la asunción del gobernador Oscar Herrera Ahuad. Fue un día pletórico de política, con mensajes que marcarán el rumbo de los próximos cuatro años, en Misiones y en relación con la Nación. Fue, realmente, la caja de resonancia de la voluntad popular. 

Primero, los 39 diputados eligieron a Carlos Rovira para continuar al frente de la Legislatura. Una unanimidad que refleja la contundencia de las elecciones de junio y que torció la voluntad del radicalismo, hasta ahora reacio a acompañar a la mayoría -la ausencia de Gustavo González fue sintomática- y que se repitió también para elegir a Hugo Passalacqua, gobernador saliente, como vicepresidente. 

El propio Rovira definió el horizonte con sus expresiones: el mandato de la sociedad misionera se verá reflejado en el bloque misionerista, en la Legislatura y en el Congreso nacional. Se reforzará así la idea expresada hace algunos meses por Passalacqua, quien planteó la idea de sostener al misionerismo como emblema, más allá de las simpatías nacionales, que nuevamente coinciden con el Gobierno de Alberto Fernández. La diferencia entre ser de y ser aliados es que el grado de autonomía es mucho mayor y se podrá discutir con otro equilibrio de fuerzas. La permanencia del misionerismo le dará fuerza al interbloque federal, con los votos necesarios para la sanción de algunas leyes clave para el Gobierno que se inicia.

El presidente de la Cámara destacó que el parlamento se enriquece con Passalacqua, el gobernador saliente con el más alto índice de apoyo, quien deja la administración del Poder Ejecutivo en manos de Oscar Herrera Ahuad, el gobernador electo con el 73 por ciento de adhesiones, el porcentaje de votos más alto del país.

Más allá de las coincidencias macro, las demandas de Misiones son muchas y necesariamente exigen una celeridad que no se consigue entre el montón. Hay que marcar presencia y poner sobre la mesa los temas de la agenda local que pueden no coincidir con la nacional. 

La reimplantación de retenciones a las exportaciones, por caso, abre interrogantes. Las castigadas economías regionales no pueden, nuevamente, ser puestas en igualdad de condiciones que la patria granera. Las ganancias son distintas, la logística es más cara y las distancias, pero a priori, las exportaciones de yerba mate, madera y tabaco, podrían tributar mil millones de pesos más.  Por eso será clave la relación cultivada desde hace años entre Rovira y el propio Herrera con el propio Fernández y varios de los ministros o funcionarios de primera línea en el ámbito nacional. 

El mensaje de Herrera Ahuad ante los diputados fue un trazo grueso de la continuidad de las políticas de la Renovación con una impronta personal de exigencia full time a los ministros y equipo político, de dar respuestas rápidas y estar siempre al alcance de la mano de quienes demanden alguna solución del Estado. 

Cambió el paradigma. Del hay que hacer al tengo que hacer”, sentenció el flamante Gobernador en su primer mensaje a la Cámara de Diputados. “El que no trabaja, chau, hasta mañana”, insistió. Y no fue apenas una advertencia. Quienes lo conocen de cerca, aseguran que habla en serio y que no tolerará mezquindades ni individualismos. 

El nuevo gabinete recibió instrucciones en la primera reunión que se repetirá al menos una vez al mes: trabajo en equipo, agenda compartida y disposición full time. 

No fue casual que el ministro de Turismo, José María Arrúa, apenas unas horas después de esa primera reunión, haya compartido con su flamante colega de Salud, Oscar Alarcón, una jornada de combate al dengue en la turística Iguazú. 

El propio Alarcón cerró en la tarde del sábado, un acuerdo con la Asociación de Trabajadores del Estado para evitar medidas de fuerza en el Samic de Eldorado. 

Ejemplo en persona, el Gobernador amaneció junto a los dueños de Ecomadera, la empresa que sufrió un feroz incendio en la madrugada de este sábado. 

Las primeras horas de Herrera Ahuad parecieron pasar sin solución de continuidad. Durante todo el sábado estuvo reunido con sus principales colaboradores para definir los temas que se hablarán este lunes en Buenos Aires, donde se reunirá con el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero y con el ministro del Interior, Eduardo De Pedro. 

El Gobernador será el primero en marcar la agenda, pero después le seguirán los ministros. Alarcón ya tiene cita para el jueves por la mañana con su par de Nación, Ginés González García para actualizar las prioridades en materia sanitaria. Herrera ya estuvo con Fernández, al momento de la jura de los ministros nacionales 

El gabinete de Herrera despierta muchas expectativas con un verdadero recambio generacional: entre ministros y funcionarios de primera línea hay doce menores a 50 años, con el flamante director de Rentas, Rodrigo Vivar como el más joven, con apenas 31 años. Lo mismo sucede en el gabinete del intendente posadeño, Leonardo Stelatto, dominado por jóvenes figuras, entre quienes hay varios que están dando sus primeros pasos en la política. Y hay otro dato saliente de la política, marcado por las demandas de la sociedad. La Legislatura tiene la mayor composición femenina de la historia, con quince diputadas. Para tomar dimensión de la evolución, la primera composición de la democracia, en 1983, tenía apenas cinco legisladoras. Ahora se estima que en una o dos elecciones, podría haber una inédita paridad de 20 hombres y 20 mujeres. 

El escenario económico condiciona cualquier decisión. Todo indica que llevará tiempo salir de la parálisis combinada con alta inflación y un endeudamiento que no permite apurar decisiones. Pero la promesa latente de reactivación hizo florecer la esperanza en buena parte de la sociedad aún cuando habrá sectores descontentos, como la Sociedad Rural. Es, en definitiva, un cambio de modelo que buscará inclinar la balanza o al menos un mayor equilibrio. 

Pero el camino no será sencillo. La inflación de noviembre volvió a acelerarse y marcó 4,3 por ciento, sin contar todavía con los últimos aumentos de combustible, concedidos antes de la despedida de Mauricio Macri. La inercia estirará la agonía del bolsillo hasta bien entrado el 2020, aún cuando el Gobierno actual cumpla sus promesas de “inyectar” dinero en la economía. Por lo pronto, hay acuerdos para bajar algunos precios de medicamentos y agrandar la lista de Precios Cuidados, pero los precios seguirán siendo un problema.

Fue uno de los grandes fracasos de Cambiemos. Macri llegó al poder con la promesa de solucionar rápido. Llegaron diciendo que era lo más fácil de resolver. “La inflación es la demostración de tu incapacidad para gobernar”, decía el ex Presidente antes de asumir. La realidad es que 2019 será el año con la inflación más alta desde 1991 y un acumulado interanual de 52,1% en noviembre. En total, Macri acumuló una inflación del 300%  y en Vivienda y servicios, la marca llegó a 424,3%. 

Es un campo minado. En Buenos Aires, Axel Kicillof anuló los aumentos otorgados sobre la hora por María Eugenia Vidal, pero el flamante gobernador se tiene que enfrentar a las eléctricas que tienen casi un monopolio del servicio. 

Lo mismo sucede con las tarifas de las empresas eléctricas provinciales y las cooperativas. La inflación minó la rentabilidad mínima y los costos dolarizados destruyeron la capacidad de compra de energía e insumos. 

Es uno de los grandes problemas. El otro es la deuda. El nuevo ministro de Economía, Martín Guzmán, reveló que ya inició negociaciones con el FMI, que por ahora solo responde “stay and see” para ver cómo se desenvuelve el nuevo Gobierno. 

 “Para poder pagar hay que tener capacidad de pago y para eso la economía se tiene que recuperar. Queremos tener una relación constructiva con todos los acreedores, con los privados y con el FMI, entendiendo que acá hay un problema y que tenemos que resolverlo para que todos se beneficien y para que los acreedores puedan cobrar”.

Pero Guzmán dejó claro que la prioridad será la reactivación. “Está claro que lo que venimos a hacer es resolver lo que es una muy profunda crisis económica y social. La situación hoy es de extrema fragilidad. Lo que hemos hecho es preparar un programa macroeconómico, que es un programa para frenar la caída, dadas las restricciones que hoy enfrentamos”, dijo en su primera conferencia.

Está claro que la prioridad pasa por atender la pobreza y el hambre. Una pobreza del 40 por ciento es una pesada herencia que será difícil de resolver en un escenario económica de enormes restricciones y en el que cada medida que se tome será auscultada con recelo por oposición, medios y sectores económicos descontentos. 

Fernández cuenta a su favor con que cualquier resultado positivo que consiga en el corto plazo, será un éxito en comparación con los últimos dos años, el pico de la crisis macrista.

La pregunta es ¿habrá paciencia? Llamativamente quienes tienen la suerte de tener un mejor pasar parecen ser los menos dados a esperar el devenir. Es llamativo que apenas horas después de haber asumido, ya se le exigieran al Presidente definiciones, mientras que se toleró con condescendencia el deterioro social que se fue haciendo cada vez más visible desde que en mayo de 2018 se decidió volver a pedirle plata al Fondo Monetario. 

En la Provincia Herrera Ahuad ratificó las principales líneas de acción, con la Salud y la Educación como pilares de la inclusión, pero también tiene entre sus principales desafíos, sostener la actividad económica y levantar algunos sectores castigados. No es casual que haya deslizado en su discurso ante la Legislatura que se enfocará en buscar la radicación de empresas y anunciar que habrá flexibilidad con quienes tomen mano de obra misionera, especialmente jóvenes. Allí tendrá un rol central la nueva conducción de Rentas, que promete ser más receptiva de las demandas económicas, a diferencia del estilo duro que impuso el saliente Miguel Arturo Thomas. 

No hay tiempo para perder y el Gobernador, que conoce al dedillo la gestión, ya tiene anuncios para las próximas horas. El ministro de Educación, Miguel Sedoff, adelantó a Economis un acuerdo sellado en Dubai para que en Misiones se fabriquen unos sensores especiales con mano de obra y conocimiento local. El mundial de Robótica, donde Misiones representó a la Argentina, sirvió como escenario para las negociaciones. 

Del otro lado, también se presentará en sociedad un proyecto para frenar la sangría de divisas de Misiones hacia otras provincias. La Provincia compra carne por 120 millones de dólares al año. El plan, diseñado por el ministro del Agro, Sebastián Oriozabala y el equipo técnico de esa cartera, junto al propio Gobernador, es que en Misiones, en acuerdo entre el Estado y empresas privadas se potencie toda la cadena ganadera desde la cría hasta el engorde.

Bookmark and Share
Compartí este articulo en:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*