COLUMNISTAS, ECONOMIA, Ultimas Noticias

El valor de un terreno

Compartí este articulo en:

En Argentina denominamos parcela, lote o terreno a la superficie de tierra expresada en metros, que sirve de asentamiento de mejoras de una vivienda familiar, comercio, edificio. A la superficie destinada a las actividades rurales se la denomina parcela rural o campo y se la mide por hectáreas de tierra. El valor de la tierra se puede abordar teniendo en cuenta diferentes características o puntos relevantes, sobre la tierra a valuar. Nos encontramos con parcelas o lotes urbanos, suburbanos y rurales, con diferentes destinos de uso, viviendas individuales residenciales familiares, propiedad horizontal o PH, comerciales, industriales, campos, que permanentemente generan operaciones en el ámbito inmobiliario entre quien quiere adquirir y quien quiere vender un producto. En cuanto al valor, hay marcados factores que influyen en las variantes económicas que se presentan y materializan en el mercado de demanda inmobiliaria; desde aquellas variaciones sujetas a modas (alta demanda), o como la reciente exploración de algunas zonas (oferta nueva), economías estables o variables (tipos de cambios monetarios, estatización, devaluación, deflación).La diferencia entre el valor objetivo y el valor subjetivo, es donde comienza a definirse el concepto sobre el valor de la tierra.

El individuo, en ocasiones, siente que posee algo invalorable, distorsionando la realidad; también puede darse lo inverso en que el individuo sienta que debe poner a la venta una propiedad a un precio irrisorio como consecuencia de obtener un resto económico efectivo rápidamente para solucionar un problema.

En la actividad inmobiliaria, la buena tasación es la que determinara el éxito o fracaso en el negocio inmobiliario donde se tendrá en cuenta los conocimientos técnicos del profesional, como así también la aplicación de los mismos a una realidad puntual. En la tasación, se destacan y son imprescindibles a tener presentes los tres aspectos que deberán contener:

 Aspecto jurídico: situación legal o jurídica del bien tanto de la persona propietaria como de la cosa en sí misma ya que la solución de los mismos implica siempre un egreso económico susceptible de ser tenido en cuenta a la hora de valuar.

Aspecto económico: aquí daremos un vistazo al mercado donde el bien será ofrecido, estudiando el comportamientos en un lugar en particular y el momento (fecha, año día) para el que se prevé valuar. Aspecto técnico: en alusión a las metodologías que el valuador estará dispuesto a proponer para el caso presentado teniendo en cuenta los aspectos anteriores y características propias de las bien presentadas por el interesado.

Bookmark and Share
Compartí este articulo en:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*