COLUMNISTAS, Ultimas Noticias

Alberto Fernández y el cumplimiento de la palabra empeñada

Compartí este articulo en:

En su movida campaña electoral, Alberto Fernández hizo una serie de promesas como lo hacen todos los políticos cuando quieren obtener el voto de sus electores. El cumplimiento de estas promesas es lo que permite calibrar la estatura moral de los mismos. Veamos cuáles son las promesas que hizo Alberto Fernández:

1) Concertó una entrevista con Mauricio Macri para establecer una transición financiera hasta el 10 de diciembre siempre que el mismo respete una consigna irrenunciable: deberá mantener las reservas del Banco Central como eje máximo de la política cambiaria, discutir toda medida de incremento fiscal que el Ejecutivo quiera tomar y renunciar a cualquier tipo de discusión unilateral del manejo de la deuda externa.

2) El segundo mensaje será hacía adentro de su propia tropa, y será contundente: no hay tiempo para los festejos, y se deberán preparar para aceptar muchas medidas impopulares para estabilizar la economía. O, al menos, lejanas al expansionismo económico, fiscal y financiero que, especialmente el sector más kirchnerista y duro de sus votantes, hubieran esperado. El temor de muchos albertistas, especialmente de varios que esperan tener responsabilidades importantes en eventuales equipos económicos, negociaciones con acreedores internacionales y directorios en el Banco Central, es que desde el kirchnerismo puro y duro se presione por medidas de amplio espectro populista, de las que, en estas épocas, no tienen posibilidades reales de financiamiento, ni acompañamiento político. Y que por el contrario, donde se deberá comenzar a trabajar de manera rápida y concisa, sea lograr una reconciliación lo más rápida y profunda con el sistema financiero como paso previo para un restablecimiento de las relaciones con los acreedores privados y los organismos financieros internacionales. Sabe el albertismo que si no se logra rápidamente una estabilización de las variables macroeconómicas financieras sería imposible pensar en un traspaso de mando en paz cambiaria y sin un mercado de capitales con operadores en fuga.

3) Se comprende que sin un tipo de cambio estable, sostenimiento del superávit comercial, buena relación con el sector agropecuario exportador y la búsqueda siempre esquiva del equilibrio fiscal, no habrá posibilidades de estabilización macro y, en consecuencia, posibilidades próximas de recuperación sólida de la economía.

4) Donde surge en forma nítida el compromiso de Alberto de mantener la palabra empeñada es en la negociación de la Deuda Externa, que los mismos representantes del FMI le instan a pedir una quita importante, sin embargo nuestro futuro presidente mantuvo su palabra de no efectuar ninguna quita pero sí una prolongación de los plazos y una posible rebaja en los intereses.

5) Es de rescatar el casi asentimiento global que tuvo el resultado de las elecciones en que resultara electo Alberto Fernández tanto en las naciones amigas como en naciones lejanas cuya vinculación puede ser interesante para dinamizar nuestra economía.

6) La nota discordante la dio el presidente de Brasil que consideró que el electorado argentino se equivocó en una actitud de intromisión en asuntos internos de un país. Esta actitud del presidente fue rechazada por la mayoría de sus ministros, donde el ala militar a la que pertenece el presidente, se opuso enérgicamente a esta actitud, incluyendo el vicepresidente …… . En una serie de traspiés del capitán presidente, en declaraciones al diario O ESTADO DE SAO PAULO dijo que Uruguay va a una segunda vuelta electoral y que la “oposición (al gobernante Frente Amplio) está mas alineada con nuestros pensamientos liberales y económicos. . Esperamos que se produzca la elección de alguien más cercano a nuestro equipo. Así tendríamos a Uruguay con más afinidad con nosotros”. Estos dichos son considerados por Montevideo como una injerencia indebida.

7) En otro traspiés como ya nos acostumbra Bolsonaro y su parentela, su hijo Eduardo amenazó con imponer una dictadura en Brasil. El referente de la ultraderecha conocida como “alt-right”, advirtió que el régimen puede instaurar un régimen autoritario con restricción de derechos individuales en caso que la oposición de izquierda “extreme sus posiciones”. En una entrevista televisada, el presidente de la Comisión de Relaciones Exteriores de la Cámara Baja señaló que su padre podría instaurar una medida cono el Acta Institucional 5 (AI-5), aplicada para cesar derechos de expresión y políticos, censura y persecución política en 1968 por la dictadura militar (1964-1985). La referencia provocó conmoción en el país y un repudio generalizado de todo el arco político, además de inquietar el ala militar del bolsonarismo, que no quiere ser asociada a un regreso al pasado. “Si la izquierda se radicaliza, una de las repuestas podría ser una nueva AI-5, a través de una legislación aprobada en plebiscito” afirmó el diputado Bolsonaro, al ser consultado sobre los movimientos populares registrados en Chile y un posible reflejo en Brasil. Bolsonaro y sus hijos reivindican la dictadura militar e incluso uno de sus referentes del actual presidente es el jefe de la policía política del antiguo régimen, el conocido torturador Carlos Alberto Brilhante Ustra. Otra perla de los Bolsonaro: La TV Globo se hizo eco de una grave denuncia que lo implica en el asesinato de la concejala Marielle Franco en 2018 en Río de Janeiro. Marielle, una consejal negra que se destacaba por su defensa de la minorías sexuales y las denuncias contra la violencia policial en las favelas , fue acribillada en la noche del día que se produjeron esos movimientos en el centro de Río.

8) La “HERENCIA RECIBIDA” será presentada por Alberto Fernández en una conferencia de prensa en la que se demostrará con números que dicha herencia, caballito de batalla de Mauricio Macri, arroja números en cuyos resultados, por una paradoja del destino, resultan todos más positivos que la administración de Macri.

9) .El apoyo internacional recibido a la elección de Alberto Fernández sobrepasó a todas las expectativas esperadas. Los principales líderes mundiales y la impensada declaración del presidente estadounidense Donald Trump que le dijo: ”Usted va a hacer un trabajo fantástico. Espero conocerlo inmediatamente. Su victoria ha sido comentada en todo el mundo y he instruido al FMI para trabajar con usted. No dude en lamarme”. Esta declaración de Trump generó expectativas en el presidente electo, asumiendo que es indispensable tener los votos de la Casa Blanca en el board del FMI para lograr un nuevo acuerdo que permita postergar los pagos del crédito de 57.000 mil millones de dólares concedidos a la administración de Mauricio Macri. Cuando Trump terminó de revelar las instrucciones que había dado al FMI, Fernández trasmitió al presidente americano su intención de mantener “una relación madura y cordial” alrededor de muchos temas en el marco de la situación compleja en la que Argentina necesita ayuda. Tenemos que hacer cosas juntos”. La comunicación de Trump, corta y precisa, termina con las especulaciones respecto a una presunta decisión de la Casa Blanca de tomar distancia con el futuro gobierno de Fernández: Deseo mantener a la Argentina como aliado regional y entiende que el principal problema político y económico de Fernández es el volumen de deuda externa que hereda de Macri y su plan de ajuste.

10) Alberto Fernández está en Méjico donde se reúne con López Obrador y empresarios mejicanos deseosos de invertir en una Argentina con seguridad jurídica que confían que el nuevo presidente promoverá y asegurará. Entre ellos está Carlos Slim Helú que es uno de los hombres más ricos del mundo y accionista de cientos de empresas que pueden aportar al desarrollo tecnológico de nuestro país.

11) Sin embargo, la Argentina tiene la posibilidad de solucionar su problema con la aplicación de un plan elucubrado en Misiones. Pero que no le han dado importancia por no provenir de una fundación renombrada o de un estudio de economistas que estén de moda. Consiste en retirarnos del mercado de la soja para destinar nuestra producción a la fabricación de alimentos balanceados como se consigna en los artículos “Como incrementar nuestras exportaciones de carnes a 108.000 millones de dólares y “El grave error de exportar harina de soja”. Con ello, y sin recurrir al FMI habremos de solucionar nuestro problema que tanto nos aqueja. El mismo le ha sido enviado al presidente electo, con la potestad de que lo aplique como si fuera suyo, renunciando el autor a su autoría..

Miguel Schmalko-consejero y ex presidente de FEBAP y CACEXMI (Federación Económica Brasil-Argentina-Paraguay y Cámara de Comercio Exterior de Misiones)

Bookmark and Share
Compartí este articulo en:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*