ECONOMIA, Ultimas Noticias

Por «culpa» de la Nación, Moody’s le bajó la nota a Misiones y a otras siete provincias

Por «culpa» de la Nación, Moody’s le bajó la nota a Misiones y a otras siete provincias
Compartí este articulo en:

A pesar de que ostenta superávit primario y no emitió deuda nueva en los últimos 15 años, la calificadora Moody’s le rebajó ayer la nota a la deuda a Misiones y otras siete provincias, una semana después de que hiciera lo mismo con el Gobierno Nacional.

Moody’s mantuvo sin cambios la calificación de B2 para la deuda de Misiones, pero modificó su sesgo de «estable» a «negativo». El sesgo es una pista sobre lo que puede llegar a hacer la calificadora en la próxima revisión periódica (las realiza 2 o 3 veces por año). Si el sesgo es positivo, es una indicación que hay más chances de que la calificación suba y viceversa.

Ayer Moody´s le bajó el sesgo a Misiones y a otras siete provincias: Buenos Aires, Córdoba, Chaco, Chubut, Río Negro, Formosa y Tucumán, y también lo hizo con la Municipalidad de Córdoba, que emitió deuda en bonos y es monitoreada por la calificadora. Además, Moody´s hizo lo mismo con un grupo importante de empresas argentinas como Arcor.

El motivo es la incertidumbre que genera la proximidad de las elecciones y la posibilidad de un cambio de Gobierno que no siga con la misma política de austeridad fiscal. Según el reporte de Moody´s al que tuvo acceso Economis, la calificadora también duda de la continuidad de las políticas de austeridad aún cuando gane el propio Macri en octubre, debido a la impopularidad «en el corto plazo» de políticas como el déficit cero o las altas tasas de interés.

A eso se suma que la propia incertidumbre puede dispasrar «presiones financieras», dice el comunicado, refiriéndose a turbulencias en el mercado (cambiario y de bonos).

La deuda «vieja» de Misiones

Moody’s califica a Misiones por unos bonos que emitió sobre el final del último gobierno kirchnerista como resultado de una reestructuración de deuda «vieja» contraída a fines de los 90. Esos títulos están en poder de la Anses. Parte de las reglas de emisión de los bonos implican que alguna calificadora como Moody´s, Santandard and Poor´s o Fitch deben revisar las cuentas públicas y emitir una opinión periódica sobre la capacidad de repago. Esta opinión también es vital para acceder a financiamiento y cuando mejor es la nota, más barato es tomar esos fondos.

Cuando una calificadora le baja la nota al deudor soberano, como se denomina en la jerga al Gobierno Nacional, unos días después indefectiblemente se hace lo mismo con los deudores sub-soberanos, como se denomina a los estados provinciales o municipales.

Moody’s mantuvo hace una semana la nota a la deuda Argentina en B2 pero le redujo el sesgo de «estable» a «negativa», de idéntica forma que ayer lo hizo con provincias y empresas. Con las elecciones presidenciales en ciernes, para Moody´s hay una creciente incertidumbre que se mantenga el rumbo en la política de déficit cero, que obligó al Gobierno Nacional a políticas impopulares.

Además, en el comunicado emitido hace una semana señala que la incertidumbre en sí misma puede generar una presión en el mercado financiero y generar turbulencias nuevamente en los mercados, aún cuando no haya cambios en la política económica.

«Hay una creciente incertidumbre sobre la implementación de las políticas que atienden los desbalances (déficit, inflación, etc) de la Argentina para reestablecer el acceso a los mercados», señaló Moody´s en el comunicado que emitió el 12 de julio pasado para comunicar la baja en el sesgo de la nota a la Argentina.

 

El comunicado emitido hace una semana, donde Moody´s le baja el sesgo a la deuda Argentina. Cita la incertidumbre creciente en la continuidad de políticas que apuntan a arreglar los desbalances de la Argentina. Aunque no los nombra, se refiere al déficit cero o la política monetaria de tasas altas. Moodys acepta que estos cambios son impopulares en el corto plazo y dice que hay incertidumbre tanto si hay un cambio de Gobierno, como también en el caso de que siga Macri. Además, dice que la incertidumbre en sí misma puede generar «presiones financieras», en alusión a turbulencias en el mercado.

Moodys Provincias

 

Bookmark and Share
Compartí este articulo en:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*