ECONOMIA, Ultimas Noticias

Mandarinas misioneras en Brasil, se consolida un negocio que tardó diez años en reactivarse

Mandarinas misioneras en Brasil, se consolida un negocio que tardó diez años en reactivarse
Compartí este articulo en:

Esta semana sale el segundo embarque con 120 toneadas, 70 por ciento de mandarinas y 30 de naranjas. ¿Cómo son las mandarinas que sedujeron hasta a Coca Cola?

Dulces, grandes, sin semilla y de buen color. Estas son las principales características de las mandarinas que logró colocar la Cooperativa Citrícola Agroindustrial de Misiones LTDA, en Brasil, un mercado al que vuelve después de diez años.

Los 300 trabajadores de la cooperativa abarcan su producción desde Apóstoles hasta San Antonio y en la Ruta 12 desde San Ignacio a Eldorado. La CCAM funciona en Alem, y hasta hace un tiempo formaba parte de la Cooperativa Tabacalera, luego se separaron las actividades.

Carlos Satur, su presidente, explicó que “las mandarinas que son exportadas tienen un color naranja intenso, no poseen semillas, y prácticamente no tienen el olor característico de la fruta. Hoy lo que se busca de nuestro mercado es que las mandarinas sean dulces, fáciles de pelar y que no tengan semillas. La idea es que uno tome una mandarina y que no se quede con ese olor fuerte característico”.

Son dos las variedades de mandarinas y naranjas que se exportan a San Pablo, y el Nordeste de Brasil, un mercado que tiene gustos similares al de Misiones en cuanto al tamaño y sabor de la fruta, distinto al Europeo que demanda una fruta más pequeña.

“La gran ventaja es que estamos a 24 horas del mercado de Brasil, no a 24 días como el Europeo o a 40 días del Asiático”.

En el año 2011 la CCAM llegó a exportar más de 12 mil toneladas de frutas, mientras que el año pasado se exportaron tan solo 800, lo que permite dimensionar la caída del sector por falta de competitividad, pero que busca recuperarse. Precisamente, uno de esos lugares que busca recuperar es el local, porque los cítricos que se consumen en Misiones llegan mayoritariamente desde Corrientes. El año pasado se logró aumentar la venta en el mercado misionero a un 40 por ciento, este año esperan superar el 50 por ciento. “Lo que siempre le decimos a los productores es que tenemos que venderle a doña Rosa y a la reina de Inglaterra”, dijo en TDM de Canal 12.

Dentro de la cooperativa conviven cuatro marcas, Carataras, La Misión, Qué Fruta, y Mi Frut, y responde cada una al tipo de cliente al que se apunta. Hace 18 años trabajan en la exportación a Europa, Rusia, Sudeste de Asia, Filipinas, Indonesia, Canadá y ahora Brasil. Trabajan además para cumplir con una exigente certificación alimentaria, el material utilizado para el embarque es traído desde Buenos Aires, y debe soportar hasta 45 días de viaje.

Dentro del país también disfrutan de los cítricos misioneros, ya que se comercializan con el Mercado Central de Buenos Aires.

Esta semana saldrá el segundo contenedor de 24 toneladas de frutas. En la primera carga fueron 50 por ciento de naranjas y 50 por ciento de mandarinas, pero en esta nueva carga solicitaron 70 por ciento de mandarinas y 30 por ciento de naranjas.

Entre los productores están los que trabajan con frutas frescas y los que están a cargo de la planta industrializadora de juegos concentrados. El año pasado alcanzaron las 30 mil toneladas, lo que, ayudado por la calidad, recientemente los llevó a cerrar un acuerdo con Coca Cola.

Con casi 20 años de experiencia, la Cooperativa Agrícola de Misiones sigue sumando tecnología para abarcar más mercados, recuperar otros y tener mayor presencia en la provincia. La conforman 350 productores en 2500 hectárea. Cada hectárea de citrus genera 150 jornales por año, siendo después de la uva de mesa, la que más jornal genera.

Bookmark and Share
Compartí este articulo en:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*